Skip to Content

¿Qué es el Brainstorming?

Aprendizaje de IA y inteligencia artificial en los negocios, modernización, transformación de ideas y adopción de tecnología en los negocios en la era digital, mejorando las capacidades empresariales globales, IA.

Muy famoso en el mercado publicitario, el brainstorming también puede ser una excelente herramienta para el mundo de las ventas. ¡Infórmate aquí!

Brainstorming” es un término superconocido en el mundo del marketing y de la publicidad. Sin embargo, la práctica no es exclusiva de esas áreas y se puede usar para estimular el surgimiento de soluciones creativas en cualquier tipo de segmento.
En español, la lluvia de ideas se lleva a cabo por medio de reuniones que permiten la puesta en común de ideas, soluciones e insights valiosos para la empresa.

En ese sentido, negocios de todos los tamaños y segmentos pueden adoptar la práctica del brainstorming. Sin embargo, no se puede contar con que ocurra un milagro: es necesario seguir algunos pasos que pueden propiciar el surgimiento de ideas pertinentes. 

Marketing Intelligence Report

Profundiza en todas las tendencias e ideas que dan forma al panorama del marketing digital

¿Qué es el brainstorming? 

El brainstorming es una técnica que apunta a la puesta en común espontánea de ideas con el objetivo de llegar a soluciones o insights de creatividad. En ese proceso se apuesta a comprobar la máxima de que “dos cabezas piensan mejor que una”. Solo que, en el caso del brainstorming pueden ser dos, tres, cuatro o cuantas cabezas sean necesarias. 

En efecto, es esencial que el brainstorming incluya a un número elevado de participantes, de preferencia reuniendo a personas activas en la empresa pero que aporten perspectivas diferentes. Esa pluralidad de ideas es el pilar de la técnica. 

Así, es importante que en el brainstorming no se hagan críticas. Incluso las ideas que parecerían ineficientes se deben tomar en cuenta; a fin de cuentas, podrían ser el punto de partida para la construcción de pensamientos más consistentes.

Sin embargo, es importante no confundir esa libertad de ideas con la falta de un objetivo. Es crucial que los participantes del proceso tengan en mente qué problema quieren solucionar o qué tipo de novedad quieren desarrollar. Al final, se seleccionan los mejores insights y se convierten en una estrategia.

El brainstorming combina, así, un abordaje distendido e informal para la resolución de problemas con un pensamiento lateral. Incentiva a las personas a manifestarse con pensamientos e ideas que, a primera vista, podrían parecer desatinadas.

Para saber más sobre la práctica del brainstorming y del pensamiento creativo, te recomendamos que mires el Ted Talk del escritor e investigador Richard St. John.

¿Cuáles son los tipos de brainstorming?

Para que presenten resultados eficientes, todas las sesiones de brainstorming deben seguir el mismo modelo, o sea, estimular la puesta en común de ideas sin juzgar su relevancia antes del final del procedimiento. Esas dinámicas de grupo se dividen en dos tipos: el estructurado y el no estructurado.

El estructurado se organiza en rondas. En un tiempo previamente determinado, los participantes tienen espacio para exponer sus pensamientos y defender la razón por la cual creen que son relevantes. Este modelo estimula la participación de todos, pero puede imponer un determinado grado de presión.

A su vez, en el segundo modelo, el no estructurado, no se determina un orden para la exposición de insights ni tampoco un límite de tiempo para la conclusión del raciocinio. En este caso, la puesta en común de ideas no se realiza en rondas, sino a medida que las ideas van surgiendo.

Por otro lado, existe la posibilidad de realizar brainstormings individuales o en grupo. En el primer caso, a pesar de ser menos convencional, el brainstorming individual también puede funcionar, sobre todo en casos en los que a las personas les cuesta más concentrarse o en los que necesitan una atención más exclusiva por parte de la gerencia. 

Mientras tanto, el brainstorming en grupo, mucho más común, tiene la ventaja de presentar diferentes perspectivas para la creación de nuevas ideas. El momento puede ser enriquecedor, sobre todo por tener el potencial de reunir a gestores, analistas y pasantes para que discutan el mismo tema.
Otro beneficio es el sentimiento que se genera de que todos han contribuido para la solución, lo cual refuerza la idea de que todos son capaces de hacer un aporte creativo. Sin mencionar que es divertido y que puede ser excelente para la construcción del equipo.

LEE MÁS: ¿Qué es Branding? Una guía completa sobre el tema

¿Para qué sirve el brainstorming?

De acuerdo con la teoría del pensamiento creativo, la mejor forma de llegar a una idea brillante es tener muchas ideas. Así, incluso las que pueden sonar más absurdas se toman en cuenta para que, al final, después de aplicarse un filtro, se puedan elegir las que se muestren más apropiadas para trabajar el objetivo planteado.

Por lo tanto, organizar una dinámica de grupo sobre esa base sirve para posibilitar la aceleración del proceso creativo. A fin de cuentas, el filtro impuesto al término de la reunión elimina ideas que, si no fuera por la realización de brainstorming, podrían sonar como más relevantes de lo que realmente son.

LEE MÁS: Golden Circle: ¿qué es y cómo implementarlo?

¿Cuáles son las ventajas del brainstorming?

Pero, a fin de cuentas, ¿por qué adoptar esta técnica y no otras que busquen el mismo fin? Bueno, la primera ventaja es el efecto positivo que tiene en la productividad de los equipos.

Como promueve la interacción constante y la valoración de todos los insights, el proceso estimula el trabajo en equipo. Así, una empresa que invierte en este procedimiento contará con un ambiente de trabajo más adecuado.

Además, los niveles de efectividad de los colaboradores que participan en el brainstorming tienden a aumentar. Esto sucede debido a la valoración que sienten al participar en una dinámica que puede decidir los rumbos del negocio. La confianza generada por ese fenómeno es fundamental para optimizar la comunicación interna.

LEE MÁS: ¿Por qué y cómo invertir en Marketing Digital?

Principios y reglas del brainstorming: debes seguirlos para que funcione bien

Para garantizar que la sesión transcurra de la forma ideal, es importante tener como principio fundamental la ausencia de juicios de valor. O sea, todas las ideas deben considerarse iguales, incluso las que suenen absurdas o que parezcan no tener sentido. De lo contrario, se podría ignorar un buen insight debido a una mala presentación.

Otro principio es el estímulo a la cantidad de ideas, considerándose la calidad como un factor secundario. Cuanto más pensamientos expuestos, mayores serán las chances de llegar a una solución creativa y eficiente. A fin de cuentas, las mejores ideas se pueden combinar y convertir en acciones. Si esto no sucede, el proceso no tiene sentido.

En cuanto a las reglas, podemos mencionar estas:

  • céntrate en la cantidad, no en la calidad;
  • evita expresar críticas o comentarios negativos;
  • aprecia las ideas fuera de lo común;
  • combina las ideas más relevantes;
  • discute medios de ponerlas en práctica;
  • periódicamente, deja claro el efecto que el brainstorming está produciendo en la empresa.

LEE MÁS: Océano Azul: cómo funciona esta estrategia

Paso a paso para poner el brainstorming en práctica

Para empezar, toma medidas para garantizar que todos lleguen preparados a la reunión. Para eso, es fundamental que informes a los participantes con antelación sobre el carácter del brainstorming, o sea, sobre el tipo de problema sobre el cual deberán pensar durante la sesión. Así, ellos podrán realizar búsquedas o lecturas que podrán alimentar su creatividad.

Después, es esencial garantizar que el ambiente de la reunión sea agradable. Esto incluye encontrar un espacio bien iluminado, aireado, cómodo y, sobre todo, sin ruidos u otras formas de distracción. También es necesario que los participantes lleguen sin tensiones a fin de que puedan entregar lo mejor de sí.

1. Identifica el problema

Existen diversas formas de hacer el brainstorming, pero algunos pasos se pueden pensar previamente para garantizar que ese tipo de reunión sea aun más eficiente. Por eso, antes de pasar a la reunión y presentar el problema al equipo, es importante definir cuál será la cuestión central del debate.

Para que el abordaje sea eficiente y aporte soluciones brillantes, es importante mantener el foco en un único problema por vez. Por eso, nada de intentar solucionar todo lo que no esté bien en una única sesión. De esa forma, puedes listar cuáles son las cuestiones más urgentes de la empresa y organizarlas por orden de prioridad, dejando un único tema para cada brainstorming.

2. Presenta el problema

Ahora que ya te has ocupado de las preocupaciones previas y has reunido al equipo en un ambiente adecuado, es el momento de dar comienzo al brainstorming. Para eso, empieza presentando detalladamente el objetivo de la sesión. Es necesario que se aborden todos los puntos relevantes, no se debe dejar pasar nada.

A medida que la sesión vaya transcurriendo, mantén el foco siempre en el problema principal. En algunos casos, el tema acaba conduciendo a temas secundarios, lo que puede perjudicar el resultado de la reunión.

3. Modera la discusión 

Moderar la discusión con equilibrio significa dar espacio para que todos contribuyan y para que las ideas se planteen de a poco, de forma tal que cada participante pueda agregar nueva información a lo que ha dicho otra persona.

Pensando en eso, no dejes que una persona exponga todo lo que piensa de una sola vez. De esta forma, la conversación se mantendrá dinámica y favorecerá el surgimiento de proyectos que puedan funcionar en la práctica.

4. Toma nota de todo

Por último, toma nota de absolutamente todo lo que se mencione a fin de evaluar las implicaciones de cada consideración después y hacer una especie de selección. Si lo prefieres, puedes pedirle a otro participante que haga ese registro mientras tú te ocupas de mantener el debate productivo y dentro del foco.

5. Convirtiendo las ideas en acción.

Tras el surgimiento de nuevas alternativas y soluciones, llega el momento de conducir las soluciones a una implantación práctica. De nada servirá todo el proceso de brainstorming si no conduce a cambios reales en los problemas enfrentados por la empresa.

Esto no significa que cada sesión deba llevar a transformaciones radicales dentro de la empresa, solo que es necesario que esos cambios puedan conducir a mejoras constantes en la organización.

Sin duda, algunas sesiones arrojarán grandes soluciones, mientras otras presentarán insights más modestos. Por eso, vale filtrar cuáles de las ideas resultantes del brainstorming son viables y capaces de propulsar cambios significativos para el equipo. 

LEE MÁS: CDP: qué es y en qué se diferencia de un CRM

¿Cuáles son las 9 principales técnicas para utilizar en el momento del brainstorming?

Como en cualquier tipo de proceso, adoptar las mejores prácticas disponibles para la realización del brainstorming garantiza resultados más eficientes y productivos. Así, dedicaremos el resto de este texto a listar y detallar algunas de las técnicas más relevantes en ese sentido. 

Análisis FODA 

FODA se trata de un mapeo que busca identificar, en ámbito interno y externo, las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades de determinado negocio.

Cuando se la aplica al brainstorming, esta técnica sugiere la creación de una representación gráfica de la actual situación de la empresa o de un departamento específico. Así, los participantes podrán comprender más fácilmente la totalidad del problema que se necesita solucionar.

Método del gatillo

El método del gatillo es muy simple, pero lo tiene todo para funcionar perfectamente en la mayoría de las empresas. Básicamente, la idea es usar opiniones iniciales como punto de partida para otras ideas mejores.

Entonces, el primer paso es discutir el mayor número de sugerencias posible, incluso las que puedan parecer ineficaces. Después, se eligen las mejores y se usan como gatillo para que el equipo tenga más insights. El proceso se repite hasta que se encuentre la solución final.

Teletransportación

La teletransportación es una de las técnicas más innovadoras de brainstorming; por eso, requiere que los participantes mantengan abiertas sus mentes. En este abordaje, se incentiva al equipo a imaginarse enfrentando el mismo problema en diversos escenarios diferentes.

Imaginar, por ejemplo, que necesitan lidiar con el tema tratado residiendo en otro estado, país o incluso planeta hace a la mente trabajar de una forma diferente. Así, el escenario exótico puede ser el punto de partida para el surgimiento de una estrategia genial.

Mindmapping

¿Qué tal resumir el problema en, como máximo, 3 palabras? Ese es el primer paso para aplicar la técnica de mindmapping (o mapa mental) durante el brainstorming.

Funciona así: a partir de los tres términos que sintetizan el problema, tu equipo y tú pensarán en palabras relacionadas y las escribirán en una hoja grande, siempre relacionando unas a las otras con una línea.

Después de agotar las ideas para las tres palabras originales, haz lo mismo para las palabras derivadas de ellas. Sigue hasta rellenar todo el espacio o hasta que surja una buena idea en el medio del camino.

LEE MÁS: Metas SMART: ¿qué son?

¿Te gustó saber más sobre brainstorming? 

Nuestro blog y Centro de Recursos están siempre actualizados con novedades y contenidos sobre CRM y marketing. A continuación, te sugerimos otros materiales que te podrían resultar útiles.

Aprovecha para informarte sobre todas las funcionalidades del Marketing Cloud y entender cómo nuestro CRM transforma tu rutina. ¡Buen trabajo y hasta la próxima!

8º Edición del informe State of Marketing

Comprende cómo más de 6.000 profesionales de marketing en todo el mundo están integrando sus estrategias para mejorar la experiencia del cliente.

Salesforce LATAM

Somos una plataforma de gestión de relaciones con clientes (CRM) basada en la nube, que ayuda a las empresas a administrar sus operaciones de ventas, marketing, atención al cliente y otras operaciones comerciales en un solo lugar.